Friday, April 16, 2021
ugena.eu


Derechos de los pacientes a probar tratamiento con dióxido de cloro

El comisionado exhorta a las autoridades a respetar la Declaración de Helsinki, sobre la libre elección a recibir terapias alternativas.

Ayúdame a divulgar, comparte en tus redes...
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on VK
VK
Email this to someone
email
By petit naïf , in CDS Méjico , at septiembre 1, 2020

Todos tenemos derecho a la vida y a la Salud.

Así sentenció D. Guillermo Robertson Andrade, comisionado de la Comisión Internacional de Derechos Humanos mejicana ante la ONU, en la entrevista que mantuvo con la comunicadora Ethel Soriano en Radio Imagen. Insistiendo en recordar que los Gobiernos deben respetar y hacer respetar los Derechos Humanos y los Tratados Internacionales, sobre todo, cuando estos afectan a la dignidad humana.

Recordó que la Declaración de Helsinki es en sí, un Tratado Internacional dado que reúne, según la Convención de Viena sobre el Derecho de los Tratados, todos los requisitos para sea reconocido como tal.

Por tanto, el comisionado exhorta a las autoridades a respetar dicha Declaración, sobre todo en lo concerniente a los derechos que tenemos los pacientes y médicos. Derechos como, la libre elección a recibir terapias alternativas ante la inexistencia de otras eficaces como  ha quedado patente ante la enfermedad de la COVID-19. 

Declaración de Helsinki

«Artículo 37. Cuando en la atención de un paciente las intervenciones probadas no existen u otras intervenciones conocidas han resultado ineficaces, el médico, después de pedir consejo de experto, con el consentimiento informado del paciente o de un representante legal autorizado, puede permitirse usar intervenciones no comprobadas, si, a su juicio, ello da alguna esperanza de salvar la vida, restituir la salud o aliviar el sufrimiento. Tales intervenciones deben ser investigadas posteriormente a fin de evaluar su seguridad y eficacia. En todos los casos, esa información nueva debe ser registrada y, cuando sea oportuno, puesta a disposición del público.

Por otro lado, Ethel Soriano expresa su frustración ante el Sr. Comisionado por la presión y persecución a la que están siendo sometidos, tanto médicos como informadores por tratar de emplear y divulgar los beneficios del (….Palabras impronunciables, refiriéndose al dióxido de cloro, para evitar que la entrevista no sea censurada y borrada por la Censura Supranacional…) A lo cual, D. Guillermo Robertson, le indica no entender esa forma de actuar de los políticos, quiénes a todas luces, coartan otro derecho fundamental, el derecho a la información.

No sabe si los políticos son conscientes del daño que están provocando a los pacientes, dado que este ataque va contra sus derechos fundamentales, al evitar que a estos que puedan actuar con más conocimiento sobre su salud. Al revés, indica que las Administraciones deberían hacer lo contrario y actuar en beneficio de sus administrados, estudiando y analizando esos tratamientos alternativos propuestos por médicos, como el CDS (dióxido de cloro en solución acuosa).

Finalmente, ante la incompresible actuación del poder político, parece ser que sólo queda recurrir al amparo judicial. Son los jueces los que por ahora están fallando a favor de los pacientes, pero claro, son procesos unipersonales y lentos.

Ver la entrevista completa

Entrevista de Ethel Soriano a Guillermo Robertson Andrade comisionado de la Comisión Internacional de Derechos Humanos.

Ethel Soriano vuelve a pedir: Que se estudie, que lo puedan regular, que las universidades se involucren, los comités de ética se impliquen, para evitar que la gente se siga tratando sin contar con los médicos, tan necesarios en estos casos…

Ayúdame a divulgar, comparte en tus redes...
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on VK
VK
Email this to someone
email

Comments


Deja una respuesta


Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *